Saltear al contenido principal

El Comité 1×06 – Frankenstein y las calles de un solo sentido

Os contamos hoy qué tiene que ver la ciencia  – el interés desmedido por la ciencia – con la necesidad de regular el tráfico. Es la historia de la primera calle que tuvo que ser limitada a un solo sentido debido a las aglomeraciones de público para asistir a veladas divulgativas sobre Ciencia.

Los protagonistas son la calle Albemarle en Londres y la Royal Society, que abrió al público en general sus conferencias y eventos. Ese resquicio permitió a muchas mujeres, como Ada Lovelace o Mary Shelley, acceder a los avances científicos en una época, finales del XIX, en la que no eran bienvenidas a esas citas.  La asistencia masiva a las charlas de Humphry Davy y otros oradores obligaron a regular el paso de carruajes.

Las Sociedades dedicadas a los avances científicos nos harán explorar una pista que enlaza la prevención de los ahogamientos con la vida de varios miembros de la familia Shelley. Una relación que está presente en la  génesis del Frankenstein de Mary Shelley. Quizás incluso de la elección del nombre para sus personajes…

Volver arriba